Twitter y mecanismos de creación y negociación de cultura.

El presente siglo se podría bien comparar con una piscina donde el agua no es agua sino conocimiento. La era del conocimiento ha llegado a nosotros, o nosotros hemos llegado a ella, y ha cambiado por completo nuestras vidas.

Si cultura es lo que nos rodea y lo que nos permite interactuar con las demás personas, lo que intercambiamos en dicha interacción es conocimiento. Es allí cuando la cultura de crea y re-crea y donde podemos negociar lo que nos rodea.

Hoy no solo nos rodea lo que nos rodea, sino que nos puede rodear lo que queramos que nos rodee gracias a los avances tecnológicos, especialmente gracias a la red de internet. Twitter, como red social y ventana de publicación, recepción, e intercambio de información se convierte en una herramienta útil en esa reconstrucción cultural. Twitter, entonces, se convierte en un instrumento eficaz para crear cultural y recrear nuevas culturas. Ahora hablamos de humanismo tecnológico. No hacemos una llamada para saber cómo sigue nuestro amigo enfermo, ahora damos un retweet a su trino, o un me gusta.

Al utilizar los instrumentos que nos rodean generamos nuevos productos culturales, y por medio de Twitter potenciamos instrumentos tan importantes como el lenguaje.

La mezcla de palabras, colores, imágenes, sonidos y movimientos no es más que una forma de vivir y de reconstruir nuestra cultura.

Es Twitter una gran herramienta. No la primera. No la única. Una herramienta, que ofrece multiplicidad de usos en todos los campos posibles. Twitter es, a la vez, una ventana a la admiración de la cultura, y un andamio para construir la misma.

John Anzola. 

Deja un comentario